Ir al contenido principal

BOLLOS SUIZOS


Hace unos días vino mi amiga Amaia a desayunar a casa.  Ella es mi  “asesora de belleza” y lleva una marca americana que se llama Mary Kay. Varios de los productos de esta marca para mí son un “must have/must use” como el desmaquillante de ojos o una limpiadora 3 en 1 que es fabulosa, y cada vez que necesito algo quedamos me lo trae, me explica las novedades y luego hablamos  de nuestras cosas.
Cada vez que viene procuro “agasajarla” con algo rico, y este último día tocaron los “bollos suizos”.
Mirad que mona le puse la mesa.



Esta receta de bollos suizos la saque de aquí, de La cocina de Auro. Pero yo cambio  un pelín la receta. Ahora os explico cómo lo hago yo.

INGREDIENTES:

200 g. de leche
50 g. de agua
100 g. de azúcar
100 g. de margarina (puede ser mantequilla)
50 g. de levadura prensada
600g. de harina de fuerza (se puede hacer con normal también)1/2 cucharadita de sal

Para decorar:
Azúcar (humedecida con unas gotas de agua esto es de la receta original yo no la humedezco)
1 huevo batido para pintar

PREPARACION:

Estos bollos siempre los hago con Thermomix.
Ponemos en el vaso la margarina, el agua, la leche y el azúcar y programamos 3 minutos y medio a 40°, velocidad 1. Esta primera parte es un poco opcional, en la receta original pone 2 minutos, yo os he puesto 3 y medio porque espero a que se derrita la margarina. Entonces añado la levadura y batos 30 segundos más.
Añadimos la sal y la mitad de la harina y se amasa a velocidad 6 unos 15 segundos. Paramos la máquina añadimos el resto de la harina y ponemos unos 3-4 minutos a velocidad espiga.
Yo voy mirando y si noto que la masa está un poco pringosa añado más harina a ojo. Sacamos la masa de la thermo, y nos ayudamos enharinándonos las manos.
Se pasa a un papel vegetal o a una lamina de silicona.
Se divide dando forma de pequeñas bolitas, tened en cuenta para hacer las bolas que el tamaño tiene que doblar. Se puede cortar la masa con unas tijeras, yo no lo hago.
Se les deja reposar hasta que doblen su tamaño (aproximadamente 2 horas).
Se precalienta el horno a 200°, arriba y abajo.
Se untan los bollos con el huevo batido, yo espolvoreo azúcar sobre ellos con la mano y al horno unos 10- 15 minutos depende de cada horno, hasta que estén dorados.


Y luego la primera vez que los haces es inevitable, pruebas uno y te comes todos! Ya lo veréis es que salen espectaculares!!


Espero que os haya gustado.
Un saludo
Doris Tiburrias

Comentarios

  1. uyyy que pintaaaaaaaaaaaaaa! los voy a hacer seguro!!! ya te contaré

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Bibiana,
      Ya verás que salen espectaculares, había intentado hacer con otras recetas y nunca me había salido, con esta salen perfectos, ya me contarás el resultado.
      Un saludo y gracias por leer mi blog

      Eliminar
  2. Que bonitos te han quedado yo los estrené hoy también aunque con algún cambio en la receta, también los subí a mi blog.
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mi me gusta mucho dar un toque a las recetas, agradezco mucho a la gente que no le importa compartirlas, sobre todo alguna como esta que salen perfectos!
      muchas gracias por leerme, voy a darme una vuelta por tu blog

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

NUEVAS TARTAS FONDANT, NUEVO RODILLO Y DESCUBRIMIENTO DE HOMENAJE A LA COCINA

Hoy quiero compartir con vosotros mis últimas creaciones fondant, y no es porque las haya hecho yo pero me encantan, me parecen preciosas. Esta la hice para el cumpleaños de Jacobo. Esta para el cumpleaños de Esperanza. Esta otra me la encargó mi hermana para su cumpleaños, lo único que me pidió es que fuera de de bizcocho de chocolate con mermelada de albaricoque, es su favorita y la mía también.   Os pongo la  foto de un trozo de tarta para que veáis cómo era por dentro,  ni os podéis imaginar lo rica que estaba! Ahora os quiero presentar el nuevo utensilio de mi cocina: mi rodillo rosa especial para galletas. Ha sido un caprichazo, pero es que no puedo superar mi obsesión-fascinación por el color rosa, es algo que me supera. Para acabar el post de hoy quiero compartir mi último descubrimiento, "homenaje a la cocina".  Es una tienda online con tienda en Zaragoza, en la calle García Sá

De restaurantes por Zaragoza: Doña Hipólita

Hoy vuelvo a enseñaros un nuevo local en Zaragoza: Doña Hipólita. Al final de la calle Candalija, ya en la plaza de San Felipe, en esa misma calle está una de mis tiendas favoritas "Made in Charme". Antes, este local creo que era un telar o una tienda de telas, pero creo que siempre lo he conocido cerrado. Mantiene todo el encanto de esa época adaptado con el encanto de la mayoría de los bares y restaurantes que están abriendo ahora tipo "vintage", con muebles aprovechados de mercadillos, casas viejas o vete a saber de dónde, pero que tienen su encanto sobre todo dentro del conjunto. Quedé a desayunar con una amiga porque nos habían hablado muy bien. Las sensaciones son muy buenas, aunque hay peros. Recomendable al 100%. No tienen carta, por lo menos el fin de semana, tienen un mostrador donde se exhibe todo lo que tienen, tartas, sandwiches, bagels, tostadas etc, etc. Te levantas de tu mesa y vas a mirar las opciones que tienes. Por una parte está b

La Cena en Blanco 2016

Y este año la ubicación fue.... El auditorio de Zaragoza. Lo cierto es que es el secreto mejor guardado de la cena, y el que más curiosidad provoca entre los invitados. Los mios este año me preguntaban será en la Romareda, dentro? la verdad que también habría sido una localización especial, pero es que creo firmemente que en el fondo la localización es importante pero no es lo MÁs importante. El ambiente que se crea, el compañerismo, la generosidad, la hermandad, esta noche todo vale y es una noche mágica, tanto que nunca hace el mismo tiempo. Un año llovió, el primero, la celebramos en el parque grande y fue super especial, yo no he fallado ningún año, para nosotros, para mi familia es especial por muchos motivos diferentes. Yo invito a todo aquel que quiera compartir mi mesa y mis amigos. Este año es en el que menos he cocinado y trabajado, hemos comprado muchas cosas. A excepción de: mi salsa tártara para el salmón, un pastel de merluza de Car